ACTIVIDADES DE MEDITACIÓN
PARA CONSEGUIR
LA PAZ INTERIOR

Porqué perfectamente centrados, unidos en armonía con los elementos que nos rodean, comprendemos y experimentamos la realidad última de la meditación..

«Uno es Todo».

! Yo medito, tú meditas, él medita…
¡Y cambiamos el mundo !

«La verdadera felicidad no depende de ningún ser, de ningún objeto exterior. Solo depende de nosotros.
La meditación nos enseña a hacerla realidad.»
Tenzin Gyatso.
El XIV Dali Lama

TALLERES SEMANALES
que combinan teoría y práctica.

1
¿Qué hago cuando medito?
¡Descubre quien soy!


2
¿Quién soy cuando medito?
¿Mi mente? ¿Mi mente racional? ¿Mis emociones? ¿Mi cuerpo?

3
Medito, me conecto con mi cuerpo en presente.

4
Creo buenas condiciones para meditar.

5
Escojo la motivación que me guía:
soy responsable de mi vida


6
Adquiero el poder infinito de la confianza

7
Sufro. Luego no soy: acompaño a mi sufrimiento para ser yo mismo.

8
Aprendo a obrar con sentido común.

9
No soy victima de las circunstancias, veo el vaso medio lleno.

10
Entre Cielo y Tierra, medito obrando dignamente en todas las circunstancias.

11
Adopto la postura de meditación en siete pasos.

12
Respiro en conciencia, me conecto conmigo mismo, con los demás y con el mundo.

13
Con la conciencia despierta, presente el momento, práctico la conciencia plena.

14
Plenamente presente en lo que soy, experimento el poder de mi conciencia.

15
Mis pensamientos vagan; tranquilizo mi mente racional.

16
Con la mente clara y lúcida, desarrollo una visión profunda y nitida delas cosas.

17
Me baso en los sonidos para agudizar mi tolerancia.

18
Transformo mi modo de ver los seres medito sobre el amor benevolente.

19
No existo sin los demás: vivo en interdeendencia.

20
Me preocupo por la felicidad de los demás: me relaciono con ellos.


21
El otro nunca es un enemigo, sino un espejo que me revela quién soy.

22
El mundo es lo que hago en él, amanso mis pensamientos.

23
Doy acogida a todas mis emociones: se convierten en mis aliadas.

24
En todo momento me esfuerzo para aceptar mis limitaciones.

25
Soy un alquimista: uso antídotos para convertir mis energías negativas en su contrario.

26
Sufro y expulso mis emociones negativas.

27
Me perdono para poder perdonar a los demás.

28
Perdono al que me hace sufrir.

29
Me enfrento al miedo, origen de todos mis comportamientos negativos.

30
Cada circunstancia, cada ser me invita a obrar con una atención entusiasta.

31
Acepto las circunstancias con paciencia y humildad.

32
Medito sobre los canales sutiles del cuerpo y transformo mis emociones.

33
Transformo mis emociones negativas adoptando una visión amplia.

34
Acompaño a cada ser con humildad y benevolencia.

35
Observo lo que soy sin hacer concesiones: la verdad me ilumina.

36
Me baso en mis cinco sentidos para meditar.

37
Me acepto y acepto plenamente el presente. ¡consumo menos!

38
Medito sobre la vida de seres ejemplares para que me inspiren en mi vida diaria.

39
Aprendo la lección de mi vulnerabilidad: ella es mi fuerza.

40
Me reconcilio con mi niño interior.

41
Soy lo que hago: soy responsable de mis pensamientos, mis emociones y mis actos.

42
Aprendo a ver las causas reales de mis sufrimientos y me dejo llevar.

43
Estoy justo en mi sitio, construyo mi mandala.

44
Medito de pie y caminando, y me abro a la experiencia del momento.

45
Medito al comer.

46
Me dejo ir: sincronizo mi corazón y mi mente con los mensajes que me envía la existencia.

47
Siento gratitud, estoy contento con lo que tengo y feliz de estar vivo.

48
Doy el poder de las buenas acciones.

49
Medito sobre la transitoriedad y vuelvo a apreciar las cosas.

50
Medito sobre la interdependencia.

51
Digo «sí» a lo que es, con entusiasmo.

52
Medito sobre el movimiento, elijo estar plenamente vivo.